GettyImages 1095343444

Flores de Bach y la gestión emocional: afronta tus miedos

¿Cuántas canciones se habrán dedicado al sentimiento de miedo? Seguro que se te ocurren decenas de ellas, y es que, el miedo es una de las emociones que más experimenta el ser humano. Es una función vital que sirve para detectar las amenazas y evitar los peligros pero que a veces puede bloquearnos ante ciertas actividades que deseamos realizar. Es por ello que, en ocasiones, buscamos vencer el miedo para sentirnos liberadas.

Las emociones no son negativas porque cumplen una función vital en nuestra vida, en el caso del miedo, alejarnos de los posibles peligros. Sin embargo, sí que pueden ser desagradables y conducirnos a otras emociones como la frustración o la tristeza cuando el miedo nos invade.

Imagina que tu sueño es visitar un país al que tienes que llegar en avión, pero solo la imagen del aeropuerto, la idea de tener que estar en uno durante horas, te produce pálpitos, nerviosismo, te sudan las manos… Le tienes miedo a volar. Pero, apunta esto, ¡lo puedes vencer! La clave se encuentra en la gestión de las emociones, y las Flores de Bach pueden ayudarte a ello.

Consejos y actividades para vencer el miedo en tu día a día

Vencer el miedo es un deseo que tienen muchas personas porque les aleja, en ocasiones, de sueños, metas y deseos, y pone en su lugar barreras o bloqueos. Las facetas con las que se puede reflejar el miedo son multitud, así como también el nivel de miedo que puede llegar a sentir una persona.

Cada persona es un mundo y siente de una forma diferente. Lo importante, sin embargo, es aprender a encontrar una armonía emocional, saber gestionar tus propias emociones para vivir siempre con bienestar y plenitud. No dejes que las emociones supongan piedras en el camino hacia tus sueños, escúchalas y aprende a vivir con ellas.

El miedo es un mal compañero de viaje, por eso, te proponemos algunas actividades que puedes llevar a cabo en tu día a día para empezar a vencerlo. Así, conseguirás dejar de verlo como un compañero de viaje y lo verás más como un complemento que no tiene ningún tipo de protagonismo.

  • Evita escapar de tus miedos. Es una tendencia habitual que tenemos los seres humanos. A veces procuramos evitar aquello que no nos proporciona la suficiente confianza o nos hace sentir incómodos. En este caso, lo mejor para empezar a vencer el miedo es vivirlo para descubrirlo y reflexionar sobre él.
  • El miedo es el resultado emocional de una percepción de la realidad, de cómo la vemos de forma subjetiva. Ten en cuenta esto para analizar las situaciones que te dan miedo y reflexionar sobre ello. Por ejemplo, si tienes miedo a viajar en avión, descubre qué es exactamente lo que te provoca esa sensación y lee, infórmate, mira documentales… relativiza esa realidad que te conduce al miedo.
  • Exponte a los miedos. No tiene que ser de golpe, ni mucho menos. Hazlo poco a poco, a tu ritmo y siempre que te sientas con la suficiente confianza para ello. Estar en la situación te ayudará a entender mejor qué te produce esa sensación y a descubrir que no existe un riesgo real.
  • Informa a las personas de tu entorno que estás intentando vencer el miedo, ellos te podrán acompañar y aportar la confianza que necesitas al principio para empezar a dar pasos hacia tu nueva realidad. También ellos pueden contarte cómo viven esa situación para que descubras otras realidades.

La confianza es imprescindible para lograr vencer el miedo, como también lo son la esperanza y mantener una mentalidad positiva. A veces puedes sentirte desbordada por las emociones y dejas de poder gestionarlas. En esos momentos de debilidad, tómate un respiro. Las Flores de Bach pueden ayudarte a gestionar tus emociones, como el sentimiento de miedo; y te dedican un respiro de confianza.

 

Las Flores de Bach que pueden ayudarte a gestionar tus emociones relacionadas con tus miedos

El miedo es una de las 7 categorías emocionales en las que Edward Bach agrupó los sentimientos de las personas. Dentro de cada una de ellas se observan diferentes formas de percibir y reflejar estas emociones y, ligó cada una de ellas con esencias de flores silvestres y plantas específicas. En el caso del miedo, las son cinco.

  1. Aspen. Esta Flor de Bach puede ayudarte a gestionar tus emociones para poder llegar a sentirte más segura en tu día a día. Cuando tienes la sensación de sentir miedo sin motivo aparente o tienes intuiciones, puedes contar con ella.
  2. Cherry Plum, que te ayuda a gestionar tus emociones para poder llegar a recuperar el control de ti misma cuando el miedo te invade. Puede ser tu aliada perfecta cuando tienes la sensación de perder la compostura fácilmente y de perder el control de tus actos, palabras e incluso pensamientos.
  3. Mimulus está contigo cuando necesitas gestionar tus emociones para poder llegar a recuperar la confianza porque te sientes preocupada por una situación futura o te ruborizas fácilmente.
  4. Red Chesnut. En esos momentos en los que no puedes evitar estar preocupada por los demás y cuando te sientes especialmente protectora necesitas recuperar el optimismo.
  5. Rock Rose te acompaña cuando necesitas gestionar tus emociones para poder llegar a recuperar el valor Cuando has perdido el valor tienes la impresión de no atreverte a hacer prácticamente nada de lo que te gustaría o puede ser habitual que te despiertes por las noches por culpa de sueños desagradables.

Las Flores de Bach son una  ayuda en la gestión de tus emociones, con las que puedes contar el tiempo que tú consideres necesario. Cada persona es diferente y tiene, claro, necesidades diferentes, por eso tú te marcas el ritmo y los tiempos.

Lo fundamental es que tengas disposición para recuperar la confianza y la esperanza que necesitas para seguir adelante en tu día a día; que encuentres la armonía emocional para que nada te pare a la hora de cumplir tus metas y sueños.

La importancia de la armonía emocional

El equilibrio emocional es la clave para sentir bienestar y armonía en tu día a día. Sin él, podemos llegar a sentirnos desbordadas por las emociones y los sentimientos a los que nos tenemos que afrontar, y esto nos conduce a no poder dar el 100% de nosotras mismas.

El objetivo de las Flores de Bach es ayudarte a gestionar tus emociones para que tú te sientas bien contigo misma, siempre. Hay una flor para todo tipo de emociones. Descubre cuál es la Flor de Bach que puede ayudarte en la emoción que sientes.

Dedícate tiempo en tu día a día a descubrir cuáles son tus emociones para poder empezar a gestionarlas. Para ello, puedes practicar yoga, por ejemplo, escribir un diario, darte un baño relajante… Vivir en armonía emocional es importante, por eso es fundamental que puedas encontrar momentos para reflexionar sobre cómo te encuentras y qué puedes mejorar.

Tú tienes el poder de controlar cómo te sientes en cada momento, cómo afrontas cada situación y cada dificultad. Cuando sientas que puedes necesitar una pequeña ayuda, puedes contar con el poder de la naturaleza. Confía en Flores de Bach para ayudarte a gestionar tus emociones: afrontar tus miedos y recuperar la esperanza, encuentra el equilibro emocional que te da la confianza para perseguir y cumplir tus sueños.